AMADEO MOLINA ROJO, gran músico y compositor

Hace un siglo nació en Yungay uno de los máximos exponentes de la cultura ancashina. Fue el 13 de setiembre de 1918 cuando nació Amadeo Molina Rojo, músico y compositor de canciones imprescindibles del cancionero regional. Hijo de Teodocio Molina Guerrero y Clotilde Rojo Meléndez, Amacho, como era conocido, vino al mundo invidente. Y eso permitió que desarrollara una poderosa sensibilidad y sentido de la orientación. Su oído, que suplía a su visión, se desplazaba sin tanteos y, sin precisar de bastón, lo llevaba por las calles y plazuelas yungaínas.

En Lima estudió en el seminario Santo Toribio de Mogrovejo. Asimismo, en la Unión Nacional de Ciegos aprendió el sistema braille, y se cobijó en la música, la literatura, la filosofía y las ciencias, desarrollando su talento innato de músico y compositor que exhibió a sus cortos 19 años con su primer huayno “Aves sin nido”.

A su regreso a Yungay participó activamente en la sociedad, como músico, ciudadano y feligrés. En 1940 se integra a la famosa orquesta Sol de Oro de Yungay, conformada por Ronco Ramos, Antero Ángeles, Pillita, Shaca Reyes, César Arellano, el Sr. Rondón, Eladio Reyes, Javier Osorio (Shipi), Ciro Vidal (Cashacuro), entre otros. Don Amadeo dirigió esta agrupación, afamada en el Callejón de Huaylas, durante las décadas del 50 y 60.

Amadeo dominaba muchos instrumentos musicales, como el piano, acordeón, guitarra, violín, flauta, zampoña y rondín, con los que cada tarde se sentaba para plasmar sus inspiraciones musicales que reflejaban ternura y pasión sin límite y que han pasado a la inmortalidad.

Entre sus grandes composiciones de Amadeo fueron los huaynos “El paria”, “Quizás, quizás”, “Soñé que la nube ardía”, “Para todos hay mañana” conocido también como “juego de amor” y “Cuando salí de mi tierra”, los pasos dobles “La última huella” y “Llegó Rafael”, la marinera “La Yungaína”, y el vals “Serenata de amor”.

Lea la semblanza completa de este ilustre ancashino en la edición 169 de su revista Prensa Ancashina.